viernes, 19 de febrero de 2016

FITNESS: EL SECRETO DE MI CAMBIO


Han pasado muchas cosas en estos años en los que he estado con el deporte, algunas vivencias buenas y algunas malas,y os puedo afirmar que no todo es un camino de rosas. He conocido a personas maravillosas que no olvidaré nunca y muchas otras estáis a mi lado a diario y doy gracias por ello. He tenido que demostrar muchas cosas sobre todo a mi misma, ver mis límites en muchos aspectos de mi persona y la verdad que ha merecido la pena pasar por todo eso, sino no seria la persona que soy hoy día.

Me decanté en este tiempo a mejorar ciertos aspectos sobre todo físicos y de salud para eso necesité trabajarlo más directamente, ¿cómo lo hice? En una sala fitness y en mi cocina. Todos los cuerpos esculturales que vemos en revistas la gran mayoría son retoques fotográficos ya que TODAS tenemos algunos defectos que no nos gustan de nuestro cuerpo y TODAS tenemos esa odiosa celulitis. Bien es cierto que con un entrenamiento intenso dependiendo de las necesidades de cada uno y una buena alimentación lograremos grandes resultados.

Todo tiene su sacrificio y tú mism@ tienes que darte esa fuerza de voluntad y motivación ya que, tu entrenador o monitor no puede estar acompañándote las 24 horas del día para reñirte u obligarte a comer adecuadamente.

Tienes que tener tu objetivo claro, marcarte metas a corto plazo y conseguirlas, de esta forma tu auto-motivación será cada vez más grande y tus metas irán avanzando en grandes pasos. No os rindáis tan fácilmente, si no ves cambios a corto plazo, todo se vera más recompensado a medio y largo plazo y este proceso será lento pero sus resultados duraderos.

Muchos de vosotros me preguntáis sobre mis entrenos. Se estructuran en 5 días a la semana, 4 de ellos los dedico a entrenar una parte especifica de mi cuerpo en la sala fitness, uno de ellos lo dedico a entrenamientos funcionales cambiándolo cada semana entre ejercicios e intensidad o bien hago cardio por que me relaja bastante, además es muy bueno para nuestra circulación y las varices. Tanta importancia le doy al entrenamiento de fuerza e hipertrofia como a la flexibilidad. Después de cada sesión dedico de 10 a 15 minutos de estiramientos en todo el cuerpo, si un día entreno piernas por ejemplo me enfoco más en esa zona para el estiramiento pero también estiro las demás partes del cuerpo. Igual pasa cuando hago ejercicios cardiovasculares.

En mi ámbito personal os reconozco que he tenido también esos bajones,ya que como todos, soy humana y también a veces me debilito, pero yo misma pruebo nuevas alternativas para alcanzarlo, lo cierto es que al principio no me alimentaba bien cuando yo creía que sí comía sano. Lo que solía ocurrir es que ingeria alimentos en ciertas horas no muy recomendables.

El hipotiroidismo tampoco me lo puso nada fácil ya que me daban bajones de tensión y mareos al esforzarme más de la cuenta pero puse precauciones para ello con la ayuda de mi doctor y mi entrenador.

Aún queda mucho camino por recorrer, mucho que aprender... en esta vida todo evoluciona y nosotros también, sólo tienes que preguntarte de que forma quieres hacerlo. Yo ya lo he decidido, ¿y tú? Quien quiere puede y está demostrado.

¡Muchas gracias a todos una semana más por estar ahí!

1 comentario: